sábado, 2 de abril de 2016

El cemento,
la crisis del no,
el sudor de oro,
calibro.

Aquí,
hago la cena y asiento,
domino la seda de la sedienta.
Circundo del judío no circuncidado.

Mechas y personas.
Pongo la llama de quien escucha la llamada,
¿Dónde se compra el ungüento de la seguridad?
Lo estoy viendo, ¿qué más quieres?

Me han llevado a la zona del desenfreno.
A la pérdida del respeto a beso.
Mi lengua en tu lengua es una leyenda leyéndose.

Redacto la nota.
-Sé salvaje,
tus ojos me decían.
Toma, alma.

Felicito a la felación.
Visito la maqueta.
Asteriscos introspectivos,
la cruz de la postura.

Sé sexo.
¿En qué te has convertido?
En nexo.


Sentada en la soledad,
crudeza de la poesía.
La poesía de doble fila.

Mear siempre es un cumplido.


No hay comentarios:

Publicar un comentario